«Como piloto, es frustrante»

Carlos Sainz llega a Losail “optimista, como siempre”, después de dos grandes premios que no han terminado tan bien como prometían, y con cierta fatiga acumulada ante un calendario tan denso. El madrileño reconoce a AS sobre lo último: «Yo creo que estamos todos un poco cansados. No lo voy a negar. Cuando vuelva la adrenalina el viernes tu cuerpo cambia, se activa, pero sí veo caras de mecánicos e ingenieros muy cansados. Es una vida mucho más dura de la que la gente se puede imaginar desde casa y si hay algo que he aprendido es que un Brasil-Qatar después de tres carreras es muy duro para la gente, espero que sirva de lección”.

En México y Brasil tuvo ritmo para batir a su compañero, pero las salidas dictaron lo contrario en la carrera. «Hay razones por las que al final he terminado detrás, y las sabemos, las hemos analizado e intentaremos mejorarlas. Es frustrante, seguro, como piloto son tres fines de semana bastante frustrantes, añado Austin. Pero también lo analizo con calma y hay muchas cosas positivas que destacar. Veo cómo poco a poco voy más rápido y a la mínima que consiga resolver ese par de problemillas en las arrancadas y primeras vueltas, tengo muchas probabilidades de tener fines de semana muy buenos”, analiza el piloto español con este medio.

«Normalmente, al cabo de un año se compensa la mala suerte con la buena, me dice mi experiencia. Pero ahora necesito tres buenas suertes finales. También ha habido errores y hay que saber admitir cuando no hemos estado perfectos. Me deja muy tranquilo el ritmo y la velocidad que empiezo a mostrar con el coche», dice Sainz, que marcha séptimo en la clasificación justo por detrás de Leclerc, pero aun tiene el quinto a tiro: «No nos podemos permitir el lujo de ir a saco, pero veo a Lando y Charles tan cerca en el campeonato y no me importaría mejorar mi posición».

Sobre el fin de semana del primer GP de Qatar, Sainz piensa que se trata de un trazado favorable para McLaren, aunque con reservas: «Pensamos que es un circuito McLaren, porque tiene muchas curvas rápidas en las que el McLaren va muy bien. Pero no se puede simular todo lo que va a pasar en cuanto a degradación, temperaturas y demás».