Bills motivados ante el progreso de Hamlin

El quarterback de los Bills de Buffalo Josh Allen durante una conferencia de prensa, el jueves 5 de enero de 2023, en Orchard Park, Nueva York. (AP/JEFFREY T. BARNES)

Los Bills de Buffalo recibieron el jueves una muy necesaria inyección de buenas noticias.

El entrenador en jefe Sean McDermott y su equipo se enteraron que el safety Damar Hamlin ha hecho un notable progreso en su recuperación después de que su corazón se detuvo durante el partido del lunes por la noche.

Luego de tres días desde que los Bills quedaron devastados emocionalmente al ver a su compañero colapsar en el campo de Cincinnati, el lema del equipo ha cambiado de “Recen por Damar” a “Juegen por Damar”.

Y un mensaje alentador del padre de Hamlin, Mario, vía zoom, significó un nuevo impulso en momentos en que los Bills (12-3) reanudaron sus prácticas en preparación para recibir a los Patriots de Nueva Inglaterra (8-8) en su último juego de campaña regular el domingo.

“Su mensaje fue que el equipo necesitaba concentrarse nuevamente en los objetivos que nos habíamos fijado. Así lo habría querido Damar”, declaró McDermott. “Le debemos eso a Damar, le debemos eso a su familia”.

El quarterback Josh Allen resultó particularmente inspirado por lo que Hamlin le comunicó al personal de enfermería al despertar la noche del miércoles. Incapaz de hablar debido al tubo de oxígeno insertado en su boca, Hamlin escribió en una hoja de papel para preguntar si los Bills habían derrotado a los Bengals. No sabía que el partido fue suspendido tras su lesión.

“Como compañeros de equipo, te encanta escuchar esa respuesta, lo primero que pasó por su mente no fue, ya saben, ‘pobre de mí’. ”Fue ‘¿cómo les fue a mis compañeros?'», dijo Allen. “El hecho de que Damar pasara por todo eso y saliera y preguntara por sus compañeros, ese es Damar. Así es él”.

Aunque el jugador de 24 años continúa en condición crítica en la unidad de terapia intensiva del Centro Médico de la Universidad de Cincinnati, sus doctores dieron noticias alentadoras sobre su recuperación. Además de poder comunicarse, también ha podido sujetar la mano de quienes lo visitan.

“No sólo sabemos que la luz está encendida. Sabemos que hay alguien en casa. Y parece que en su cerebro están todos los cilindros en marcha, lo que es sumamente gratificante para todos nosotros”, dijo el doctor Timothy Pritts. “Aún debe progresar significativamente, pero ese es un punto de inflexión muy importante en su recuperación”.

Ahora, la prueba para los Bills es centrar su atención en volver al campo.

Allen señaló que será difícil determinar cómo va a responder el equipo el domingo.

“Creo que para cada persona será un poco distinto. Creo que fue muy bueno que nos pudiéramos poner hoy los cascos», dijo el quarterback. “Pero mentiría si les digo que esto no cambiará para siempre a algunas personas, después de estar en el campo y ver eso y sentir eso”.

Lo que alentó a Allen fue la conversación que tuvo con Mario Hamlin después de que su hijo fuera hospitalizado el lunes.

“Lo único que me dijo fue: ‘Mi hijo estará bien’”, comentó Allen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *