Otra curva peligrosa

El Barcelona vuelve a enfrentarse a la misma curva en la que lleva dos caídas seguidas. Esa que le cita en el Camp Nou ante un equipo de la parte baja de la tabla con todos los pronunciamientos a favor para dar un paso de gigante de cara a clasificarse para la próxima edición de la Champions League y en la que se va a la cuneta. Se pegó el trompazo ante el Cádiz y lo repitió ante el Rayo dejándose seis puntos que le tendrían ya como virtual subcampeón de LaLiga. Esta noche en el Camp Nou (21.00 horas, Movistar LaLiga) llega el Mallorca, otro equipo con el agua al cuello y que supone una mancha de aceite peligrosa para un Barcelona que anda con los neumáticos muy gastados a estas alturas de la temporada (sigue el partido en directo en AS.com).

El Barça busca desesperadamente un triunfo que le saque del bache en el que él solito se ha ido metiendo después de protagonizar una racha de resultados que llevó a algunos optimistas en el Camp Nou a soñar con poner LaLiga difícil al Real Madrid. Con el equipo blanco ya campeón, el Barça se enfrenta a la urgente necesidad de sumar puntos para no repetir el desplome de la campaña pasada en el tramo final de campeonato.

Rival peligroso. Pero para sumar los tres puntos, el equipo de Xavi deberá resolver el enigma que ha sido incapaz de solventar ante el Cádiz y el Rayo Vallecano. El escenario se presenta exactamente igual que en las dos ocasiones anteriores. El Mallorca llega jugándose la vida y con las cartas de su planteamiento táctico sobre la mesa a la vista de todos. No hay secretos.

Como hizo Sergio y como hizo Iraola, Aguirre plantará a su equipo pertrechado en defensa y buscando dar un susto a un Barça que si tarda en abrir el marcador se desespera. La presión puede a unos jugadores del Barcelona que esta semana han ido de comida de hermandad para ver si encontraban la motivación que echó en falta su técnico.

Para el Mallorca no hace falta motivación, se juegan la permanencia y eso para un equipo como el balear es sinónimo de salir con las uñas afiladas. En el Barça, está por ver si alguien se da cuenta de que la curva que viene es peligrosa.

Líderes

Paradas del portero
Asistencias totales
Faltas cometidas
Faltas recibidas
Tarjetas rojas
Tarjetas amarillas
Recuperaciones de posesión
Pases por partido