Garbiñe: «Sentía que necesitaba parar, tenía muchos dolores»

Garbiñe Muguruza compareció en rueda de prensa tras imponerse a Ajla Tomljanovic (7-5 y 6-2) en su estreno en el Mutua Madrid Open. La española, que disputó este viernes su primer partido oficial desde el pasado 12 de marzo, está de vuelta y desea cuajar un buen papel en Madrid, donde históricamente ha estado lejos del triunfo final. Además, también analizó su enfrentamiento en próxima ronda ante la ucraniana Anhelina Kalinina.

Vuelta a las pistas: «Hacía bastante tiempo que no competía y tenía las dudas lógicas, es otra superficie también. Estoy contenta, he salido sin pensar mucho, con poca expectativa porque esperaba un partido difícil. La última vez que jugamos ella me ganó. Yo quería jugar muchos puntos largos, tengo mucha experiencia jugando en tierra y me gusta. Contenta con el resultado».

Parón: «Sentía que lo necesitaba. Tenía dolor en muchas partes, se acumulaba. Le dije a mi equipo que deberíamos tomarnos al menos 10 días de descanso para que mi cuerpo se recuperase naturalmente. En cuanto paré, mi hombro mejoró, también mi pierna y mi espalda, todo empezó a estar donde debía. También dije que necesitábamos centrarnos más en la tierra batida. Sentí que no pasaba nada si me saltaba uno o dos torneos si después voy a volver encontrándome mejor».

Jugar en Madrid: «Es el único torneo en España y hay mucha presión porque solo tienes una oportunidad para brillar. Este año me dije lo contrario, es un gran torneo y quería salir y jugar mi mejor tenis a ver qué pasaba en lugar de ponerme esa mochila. Esta vez absorbí la energía de la afición más que en otras ocasiones, otros años a veces afloraban los nervios»

Partido ante Kalinina: «La he visto jugar alguna vez, no mucho. Si ha ganado a Stephens, que es jugadora de tierra, es que ha jugado un buen partido. Intentaré averiguar en las próximas 24 horas todo lo posible para saber cómo jugarle».

Victoria que libera: «Dudo que salga más relajada en el próximo partido. Sí que estaba muy nerviosa en el pasillo antes de salir porque este torneo me gusta mucho y quiero demostrar mi talento. No creo que me vaya a sentir mejor, está claro que es un buen partido en el que los puntos importantes los he jugado bien y eso ayuda para afrontar el siguiente».

Badosa le quita presión: «Creo que sí, que haya otra jugadora española número dos es espectacular. Quizás ahora hay atención compartida, me gusta que ella esté cerca del top. Que haya tanta representación española en el top-10 en este momento es algo que creo que nunca ha pasado antes».

Ganar un gran título o ser número uno: «Cuando era pequeña siempre soñaba con ser número y era lo único que pensaba. También quería ganar grandes títulos, pero el número uno era como una obsesión, no sé por qué. Cuando gané un Grand Slam fue una sensación muy diferente a ser número uno porque lo puedes tocar, es un triunfo que te puedes llevar a casa. Está claro que ser número uno es algo histórico, pero hay tantos cambios en el circuito femenino que no se saborea tanto yo creo. Ganar un Grand Slam es el sueño de todo jugador y te lo puedes llevar a casa, esa es mi opinión».