Bruno: «Nunca pude volver a ver el partido de Liverpool»

Bruno Soriano (Artana, 1984) será siempre el capitán amarillo y referente en la historia del club. A Bruno se le quedó la espina clavada de no jugar una final, esa que tuvo cerca en las semifinales de Europa League, ante el Liverpool, en 2016. Tras ganar en casa, el equipo perdió en Anfield (3-0), en un partido que les superó. Ahora no piensa en venganza, solo espera que este Villarreal acabe el trabajo que inició hace seis años.

Otra semifinal de su Villarreal y está de Champions ¿Qué le parece?

Pues que es increíble todo lo que está pasando y lo que estamos viviendo en poco tiempo. Creo que la gente se está dando cuenta que está viviendo un momento histórico y que deben disfrutarlo. Creo que es el premio al trabajo bien hecho y espero que no se acabe ahí.

Lo del Bayern ya fue una locura y ahora llega el Liverpool ¿Cómo lo ha vivido y cómo lo ve?

Lo del Bayern era algo que tenía fe, lo dije en algunas entrevista en esas semanas. Tenía esa sensación viendo al equipo que podía hacer lo que hizo. No lo decía por ser del Villarreal, la sensación era la de un equipo que podía. Es un equipo muy fiable, línea por línea son un gran equipo. Ya lo demostraron el año pasado ganando la Europa League, son muy buenos. Y ahora están muy fuertes, sobre todo en grandes partidos. Y eso es lo que espero con el Liverpool también.

¿Le da rabia no estar ahí?

Siempre lo piensas. No es algo que te martirice, pero yo he estado muchos años en el club y sí que me hubiera gustado vivir esto desde dentro. Pienso en la plantilla que hay, en la calidad, y es verdad que a lo mejor no hay un histórico cómo Senna, Cazorla o Riquelme… pero son muy buenos y me hubiera gustado vivir esto, claro que sí.

Escudo/Bandera Liverpool

Aunque sus equipos también estuvieron ahí arriba…

Sí, nosotros también tuvimos grandes plantillas y grandes jugadores. El Villarreal siempre ha tenido muy buenos jugadores en sus plantillas pero creo que no tantos como ahora. Miras línea por línea, miras el banquillo y ves que el equipo está muy compensado. Ese nivel es el que he permite hacer esto que estás haciendo.

Parejo y Capoue hacen un Bruno, ambos juegan de lo que jugó siempre. ¿Cómo los ve?

Son dos jugadores de máximo nivel. Dos de los mejores. Dos jugadores que se compensan muy bien en el campo. Muchas veces no sabes quién es el que sube o baja, los dos llegan al área, los dos equilibran muy bien en defensa, es un gusto verlo. Se complementan bien y eso es clave. En un equipo que hace lo que está haciendo el Villarreal, siempre hay tres o cuatro jugadores vitales y diferentes, dos son Capoue y Parejo.

Escudo/Bandera Villarreal

¿Qué recuerda usted de aquella semifinal de 2016 en Anfield?

No sé si fue nuestro peor día. La verdad es que siempre he pensado que si hay un lugar que te puede pasar lo que nos pasó es ese. Es muy fácil que en ese campo y cómo juegan ellos ahí te puedan remontar cualquier resultado, creo que se lo hicieron al Madrid y al Barcelona entre otros. Es un campo que aprieta, que sus aficionados te lo hacen notar desde que llegas al campo con el autobús y eso se nota. Uno siempre intenta evadirse y jugar su partido, pero en aquel encuentro es verdad que ese primer gol les dio mucha confianza en ellos mismos. Aunque el autogol que yo marqué les hizo crecer en el partido y eso nos hizo daño. Muchas veces son pequeños detalles, si no entra ese gol y ves que aguantas, tú creces y ellos dudan, y cambia el partido. Es un campo complicado, pero vamos a ver qué pasa.

Es verdad que los pequeños detalles ayudan. En aquel partido y con la eliminatoria abierta no se les pitó un penalti a favor ¿Esa presión la tiene también el árbitro?

Recuerdo esa jugada de Alberto Moreno que jugaba con ellos y Denis Suárez. Era clara y yo la vi muy de cerca. Fui a protestar pero no me hizo caso el árbitro. Por eso digo, si pita esa después de todo, estarías dentro. Por eso digo que pase lo que pase el equipo debe seguir con tranquilidad y con fe, no venirse abajo. Seguro que vendrán momentos complicados, pero también tendrán su oportunidad y deben estar preparados para aprovecharla.

¿Qué cambiaría de aquel partido si lo pudiera volver a jugar?

No sé, la verdad. Ese es de los pocos partidos que no he vuelto a ver y eso no es fácil. Yo los volvía a ver todos para buscar errores y fallos, pero ese estaba tan dolido, fue una decepción tan grande, que no quise verlo. Fue un palo duro, la final estaba muy cerca y para mí jugar esa final era algo que deseaba mucho. Lo bueno al menos es que al final el club llegó y la ganó.

¿Qué opina de Klopp?

Es un técnico que lo vive y lo hace vivir a máxima intensidad. Ellos se sienten muy fuertes en casa, cada acercamiento al área es sensación de peligro y de pelea. Ya sabemos que ellos tiran un córner y parece que sea un penalti, es esa atmósfera que crean y más en partidos de este nivel.

¿Y cómo ve al equipo ante ese reto?

Yo confío mucho en este equipo. Ya lo hemos visto en situaciones complicadas y en campos muy duros dar la cara y competir a máximo nivel. Este equipo ha sido capaz de manejar y solventar cualquier situación y creo que lo pueden hacer también en Liverpool.

¿Bruno le tiene unas ganas especiales al Liverpool?

A ver, la verdad es que no les tengo unas ganas especiales por aquello. Creo que fueron superiores y nos ganaron como toca, de una forma limpia y en el campo. No tengo la espina del Liverpool o de Anfield, lo que tengo es la espina de no haber jugado una final con mi equipo. Eso siempre lo tendré ahí. Aunque espero que gane el Villarreal y que esta vez vayamos nosotros a la final.