¡Siete positivos en el Madrid!

La pandemia golpea con fuerza al Real Madrid. El equipo está cogido con algodones para el partido del domingo ante el Cádiz (21:00 horas) después de que, en las últimas horas, se hayan detectado hasta siete positivos por coronavirus. Los dos primeros en caer enfermos, Modric y Marcelo, comenzaron a tener síntomas de resfriado en la tarde del martes, y fueron inmediatamente apartados del equipo. Antes de eso, habían sido Heurtel y Pablo Laso los que habían dado positivo en la sección de baloncesto… Para entonces, en la entidad ya se habían extremado las precauciones, endurecido el protocolo, que ya es muy estricto en Valdebebas, y multiplicado los controles, que ya eran diarios.

Y aun así, el Madrid ha hecho oficial que han caído enfermos otros cuatro jugadores: son Asensio, Bale, Lunin y Rodrygo, y el asistente técnico, Davide Ancelotti, hijo del primer entrenador. En todos los casos, afortunadamente, la sintomatología es leve. Pero esos nuevos positivos, unidos a las bajas por lesión de Ceballos y Carvajal, complican mucho la labor a Ancelotti para el penúltimo partido de Liga antes de que termine el año, ante el Cádiz este domingo 19. El día 22, en San Mamés, el Madrid juega ante el Athletic, en partido adelantado debido a la Supercopa de España, y habrá que ver, para entonces, cuál es la fotografía exacta del equipo. Todos los afectados de la primera plantilla en este brote tenían puesta la pauta completa de vacunación. De este modo, el protocolo indica que pueden volver a jugar cuando den negativo en un test PCR, sin esperar a guardar cuarentena alguna.

Escudo/Bandera Real Madrid

El protocolo aprobado por LaLiga y la federación indica que si hay 13 fichas disponibles entre el primer equipo y el filial, el partido se tiene que jugar. Por otro lado, debe haber un mínimo de cinco jugadores del primer equipo en la lista (y, de hecho, sobre el terreno de juego). En condiciones normales, antes de que sobreviniera la pandemia, eran 7.

De cualquier manera, el Madrid respira con cierta tranquilidad porque este duro golpe llega con los deberes hechos, con una amplia ventaja en la tabla sobre el segundo, el Sevilla (8 puntos) y sobre el que parece su mayor rival, el Atlético, del que le separan 13 puntos (aunque con un partido menos para los rojiblancos) después de que el equipo blanco ganara el último derbi. En este sentido, la situación recuerda a la ya vivida la temporada pasada por el líder de la competición. El Atlético sufrió un brote que afectó a casi la mitad de la plantilla… y terminó ganando el campeonato.

En esta secuencia de hechos, el Madrid se ha visto obligado a reprogramar el entrenamiento de este jueves, que debía haberse realizado a las 11 de la mañana. Ya con algunos positivos más detectados sobre la mesa (aparte de Modric y Marcelo) en la tarde-noche del miércoles, el Madrid decidió seguir esta estrategia. Los jugadores acudieron esta mañana a Valdebebas y pasaron todos una PCR sin bajarse del vehículo. No fueron Isco, Nacho, Bale, Hazard y Mariano, ni el hijo de Ancelotti, Davide, miembros del staff técnico. Ellos estaban bajo sospecha antes de que el club confirmara el brote.

El problema para la entidad blanca ha sido que los equipos de fútbol, baloncesto e incluso el femenino comparten algunos de los espacios comunes que hay en Valdebebas, tales como algunos gimnasios o salas de recuperación, comedores y zonas de recreo. En la sección de fútbol femenino también se han registrado casos, pero no en el primer equipo donde todos los test han resultado negativos, si no en el fútbol base. Con este panorama, en Valdebebas se sigue intensificando el control ante el temor de que pudieran aparecer más casos en las próximas horas.

Falsa alarma en el primer equipo femenino.

La preocupación se trasladó también este jueves a la sección femenina, donde una jugadora del filial y otra del cadete han dado positivo estos días. Sin embargo, el primer equipo femenino esquivó la COVID-19, tras dar todas sus jugadoras negativo en las pruebas pertinentes. Así, Toril cuenta con toda su plantilla disponible para el partido de la fase de grupos de la Champions ante el Kharkiv ucraniano (hoy, 18:45h) en el Alfredo Di Stéfano. Cabe recordar que el equipo blanco no se juega nada y ya tiene en el bolsillo su billete para cuartos de final de la competición europea.

En cuanto al Real Madrid B, hay varias jugadoras (Raquel Íñigo, Paula Partido, Sofía Fuente y Carla Camacho) que han tenido que regresar de la convocatoria con la Selección Sub-17 por haber sido contacto estrecho de la futbolista contagiada. Su baja en la convocatoria fue anunciada estos días por la RFEF. Hay que señalar que el filial femenino del Real Madrid no tiene competición hasta después de navidades y ha suspendido sus entrenamientos hasta enero. Por último, quedaría por conocerse aún todos los resultados de las pruebas en el equipo e infantil para saber si hay algún positivo más. Por lo pronto, se han calmado las aguas en la sección femenina del Real Madrid.