Novak Djokovic: «Lo di todo para luchar por una medalla»

Novak Djokovic ha publicado un mensaje en sus redes sociales donde comentaba sus sensaciones tras los Juegos Olímpicos de Tokio: “Fue un verdadero privilegio representar a Serbia en los Juegos Olímpicos. Gracias Tokio 2020 y todos los que nos ayudaron a unirnos por la magia del deporte.” La cual la califica como «una experiencia increíble que nunca olvidaré».

El tenista también quiso acordarse de sus compatriotas: “Buena suerte a todos los atletas serbios que aún compiten por una medalla”, y ya piensa en las olimpiadas de dentro de tres años: “Sé en mi corazón que lo di todo para luchar por una medalla, y estoy deseando volver más fuerte en París 2024”.

El paso del número uno del mundo por los Juegos ha sido toda una pesadilla. Llegó con el fin de ganar el Golden Slam y dar una medalla a su país, pero se fue con las manos vacías y envuelto en polémicas. Primero, por unas controvertidas declaraciones sobre la decisión de Simone Biles de retirarse de los Juegos por problemas de salud mental: “La presión es un privilegio, amigo. Sin presión no hay deporte profesional. Si tu objetivo es estar en la cima de tu deporte, lo mejor es que comiences a aprender a lidiar con la presión y los momentos difíciles, tanto en la pista como fuera de ella”.

En semifinales contra el alemán Alexander Zverev, Djokovic se frustró tras perder varios juegos consecutivos y comenzó a gritar a la grada. El serbio perdió el partido y la opción de optar al oro olímpico.

En la lucha por el bronce en el enfrentamiento con Pablo Carreño, el serbio también perdió los papeles. Tras una ocasión perdida, lanzó la raqueta a la grada y cuando iba perdiendo 3-0, acabó destrozando otra tras golpearla con un poste de la red. Finalmente, el bronce se lo llevó el tenista español.

Asimismo, decidió renunciar al doble mixto que jugaba con Nina Stojanovic alegando una lesión en el hombro izquierdo. Automáticamente, se hicieron con el bronce la pareja australiana Barty y Peers.

El ganador del Open de Australia, Roland Garros y Wimbledon tiene marcado en el calendario su próxima cita el 30 de agosto para disputar el US Open, donde optará a su 21 Grand Slam y el cuarto de Estados Unidos.