Mercedes desvela el origen del sistema DAS y por qué es legal

DAS, tres letras que revolucionaron los test de pretemporada de la F1 en el Circuit Barcelona Cataluña. El invento de Mercedes basado en un un sistema que, a través de la dirección y desplazando el volante hacia atrás o hacia delante, es capaz de modificar en marcha la convergencia de las ruedas permitiendo alinear las llantas en las rectas o aumentar la convergencia varios grados en las curvas, llamó la atención de todo el mundo y se catalogó como el gran as en la manga para 2020 de los ya de por sí dominadores del Mundial. El sistema de dirección de doble eje de Mercedes, prohibido ya para 2021, se creó a partir de un concepto ya usado por el equipo de Fórmula 1, pero que no funcionó de la forma esperada.

John Owen, diseñador jefe de Mercedes, ha reveló el origen y la razón de su legalidad con la actual normativa en un vídeo difundido por el propio equipo. «Casi no hay ideas nuevas en la F1, solo hay viejas que cambiando el concepto hacen algo diferente. El sistema DAS nació de las cenizas de algo que probamos hace un par de años que funcionó, pero no cumplió con lo planificado. Así que se dejó de lado como algo que probamos y que no estuvo a la altura de nuestras expectativas», explica Owen.

John Owen, diseñador jefe de Mercedes F1, entre Bottas y Hamilton.

Y continua: “El sistema DAS era realmente bueno y pensamos…¿y si pudiera hacer algo como esto? ¿qué dicen las reglas? Y las reglas no lo prohibían. Entonces te metes más y más, y valoras: ‘¿Podrían ilegalizarlo?’. Adoptas el enfoque opuesto y piensas: «Voy a evitar que alguien pueda, ¿cuáles son mis argumentos? Y a partir de ahí construyes un sistema hecho para no ser vencido por cualquier otro argumento con el reglamento en la mano».

Owen explica que pese al revuelo la razón de su legalidad este año es que básicamente no hay nada que lo prohíba. «Vimos enseguida una reacción enorme contra el DAS, mucha gente diciendo que no estaba dentro de las reglas… pero cuanto más lo miran , más dicen: ‘Maldición, tal vez esté en las reglas… ¿por qué no lo hemos pensado nosotros antes? Ahora hay un pánico desesperado por tratar de encontrar la razón por la cual no debería estar dentro de las reglas. Así es la Fórmula 1 en general», concluye el jefe de diseño de Mercedes.