Así comunicó el Real Madrid la cuarentena al equipo de fútbol

Mañana atípica en Valdebebas por el coronavirus. Los jugadores de la primera plantilla de fútbol acudieron este jueves a la ciudad deportiva con total normalidad a un entrenamiento que estaba fijado a las 11:00 horas. Sin embargo, nada más llegar a las instalaciones se les comunicó la noticia: un compañero de la sección de baloncesto, Thompkins, había dado positivo en la prueba del COVID-19. Niko Mihic, jefe de los servicios médicos del Real Madrid, reunió a todos los componentes de la plantilla (jugadores, técnicos, departamento de prensa…) para informarles de todos los pasos a seguir a partir de este jueves.

Debido a que el equipo de fútbol y el de baloncesto comparten zonas comunes, como el comedor o las salas de hidroterapia, Mihic les indicó que han estado en riesgo de contagio y, por tanto, que a partir de este jueves todos pasaban a una fase de aislamiento que durará entre 15 y 20 días. En ese periodo, si presentan algún síntoma (fiebre, tos…) deberán comunicarlo al club para someterse al test del coronavirus.

Tras las indicaciones del jefe de los servicios médicos del Real Madrid, Zidane informó que se suspendían todos los entrenamientos pero que de forma individualizada recibirán instrucciones para llevar a cabo en sus casas ejercicios físicos específicos para no perder la forma. La reunión finalizó con José Ángel Sánchez, director general del club, tomando la palabra y poniendo al club a disposición de cada uno de los miembros de una plantilla, que abandonó Valdebebas en torno a las 11:30 horas sin saber exactamente cuándo volverán. Minutos después se hizo oficial la suspensión de LaLiga al menos dos semanas y la UEFA aplazará la Champions por la crisis del coronavirus (el Madrid se enfrentaba al Manchester City el próximo martes, en la vuelta de los octavos de final).

Antes de conocerse el positivo por coronavirus de Thompkins, el Real Madrid ya había tomado la decisión de ‘bunkerizarse’. El martes, el club llegó a la conclusión de que lo mejor era que Zidane no diera la conferencia de prensa previa al encuentro ante el Eibar que debía disputarse este viernes a puerta cerrada pero que ha quedado suspendido, y que los medios tampoco acudieran a los tradicionales 15 minutos abiertos. Además, el Madrid cerró desde este jueves, y de manera temporal, el Tour Bernabéu en base a las medidas adoptadas por el Ministerio de Cultura y Deporte, en coordinación con el Ministerio de Sanidad, y en consonancia con las resoluciones del Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid ante la crisis provocada por la enfermedad del coronavirus.