Nadie está por encima de Rayados y el club hace bien demandando al Inter de Miami

En las últimas horas se confirmó que los ​Rayados de Monterrey tomarán acciones legales en contra de la nueva franquicia norteamericana, el Inter de Miami, por violar uno de los estatutos clave en cualquier mercado de pases avalado por la FIFA: Imposible negociar con un jugador que tenga contrato vigente.

Pizarro dio evidencias cruciales que demuestran cómo tuvo conversaciones con los dueños del Inter de Miami cuando aún pertenecía a ​Monterrey. Por lo que la directiva decidió dar un golpe sobre la mesa y decir ¡Ya basta! a esta novela de Pizarro-Inter-Rayados.

La postura de Duilio Davino y su cuerpo directivo es completamente plausible. Aunque parezca que el club debería enfocarse en otros problemas, era inaceptable que un equipo (nuevo) se burlara enfrente de ti, por lo que decidieron ponerles un ‘hasta aquí’ en este mercado de pases, haciéndoles saber de lo que es capaz un equipo mexicano si se meten con su industria.

Pizarro es el menos culpable de esta situación, pero era evidente que el ​Monterrey no quería desprenderse de esta pieza y ahora buscarán la forma de darse a respetar, aunque sea fuera de la cancha, ya que algunos rumores indican que el club estadounidense incluso buscó alternativas para pagar menos por el jugador mediante una triangulación con un equipo europeo.

¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, 90min_es, y nuestra cuenta de Twitter,@90minespanol!

Entre el difícil momento que atraviesa ​Monterrey en lo deportivo, esta decisión argumenta la intención del club en volverse un equipo importante a nivel continental. Tal vez hoy pecaron de inocencia, pero en el futuro, con esta lección, todo el organigrama de Rayados deberá saber cómo reaccionar y empezar a forjar un club grande.